¿Qué tienen de malo los piojos? Piojos y medidas

1
Piojos

Los piojos, así como las liendres, son considerados uno de los problemas más preocupantes que pueden afectar a la cabeza de los niños.

La escuela o el colegio, es el lugar donde más se proliferan los piojos, debido a la gran cantidad de niños que concentran. Y aunque los piojos de la cabeza no transmitan enfermedades y no representan riesgos para la salud de los niños, es una molestia. En razón de eso, un trabajo de prevención es lo más recomendable durante todo el año escolar, tanto para prevenir como para evitar que la infestación de piojos se expanda. Para evitar una infestación, brote o epidemia de piojos, es necesario que los padres de los alumnos también se impliquen en ello. Las medidas y cuidados que se tomarán a partir de hoy mismo, son los siguientes: 1- Las educadoras volverán a presentar a los alumnos una información completa sobre los piojos, es decir, cómo se contagian, qué síntomas indican una infestación de piojos, y qué debe hacer el niño si encuentra algún piojo en su cabeza o en la cabeza de algún compañero. 2- Cuando se detecte algún caso de piojos, la misma maestra informará inmediatamente a los padres del niño afectado, para que ellos adopten las medidas pertinentes para eliminar a los piojos y liendres que pueda tener su hijo. 3- Los piojos no vuelan ni saltan, pero caminan rápidamente entre un elemento y otro. Es importante que los niños sepan que no se deben compartir abrigos ni gorros, tampoco peines o cepillos, etc. Un solo niño con piojos puede contagiar a muchos otros niños. 4- Es obligatorio para evitar el contacto de cabeza con cabeza, que todas las niñas lleven el pelo recogido y los niños el pelo lo más corto posible o gorra-o. 5- Es necesario desmitificar que los piojos están relacionados con la falta de higiene de los niños. Es aconsejable que se aclare a los niños que los piojos no distinguen clase social, ni color de piel, ni el estado de higiene. Los piojos solo necesitan del calor humano y de la sangre para sobrevivir y reproducirse. 6- Se debe aconsejar a los niños a que no se olviden de cepillar los cabellos todos los días, antes de acudir a la escuela, con el especial cepillo para piojos y liendres. Tomen en cuenta que un solo padre que no tomará estas medidas puede causar el contagio de toda la escuela.

Post your comment